El empleo en diciembre de 2016: el inicio de un nuevo ciclo de despidos

“Las estadísticas dicen que hay más empleo”
M. Macri (17/01/2017)

El sector público nuevamente impulsando despidos

  • En los informes previos -presentados a lo largo de 2016- se indicó que, en términos secuenciales, a los despidos producidos en una primera instancia en el sector público y la construcción (esta última como resultado de la paralización de la obra pública) entre los meses de diciembre 2015 y enero 2016, le siguieron una ola de despidos y suspensiones en el sector privado, particularmente en la industria (acompañando la retracción de la producción), que seguidamente impactó de manera negativa en el sector de servicios. Durante el mes de agosto ese proceso se conjugó con una nueva ola de despidos del sector público. En septiembre, una reducción en la cantidad de despidos hacía parecer cierta estabilización en la dinámica del empleo. Sin embargo, tanto octubre como noviembre volvieron a mostrar una elevada cantidad de despidos y la continuidad de las suspensiones en la industria, reflejando la profundización de la retracción en la producción de bienes. Finalmente, en diciembre pareciera iniciarse nuevamente el ciclo: son los despidos del sector público los que impulsan la destrucción de puestos de trabajo en el mercado laboral.
  • En noviembre se produjeron 11.228 despidos y suspensiones, mientras que en diciembre se trató de 9.488 casos. Si bien la cantidad de diciembre resulta levemente menor, se observan 4.435 casos en el sector público y 5.053 del sector privado, muy distinto de lo producido en noviembre, con -769 casos del sector público y 11.997 en el sector privado. En efecto, entre agosto y noviembre la cantidad de incorporaciones en el estado supero al número de despidos registrados.
  • Cabe indicar que dentro del total de despidos de diciembre, 2.600 casos están vinculados a tutores virtuales de educación, que según lo acordado en el conflicto (que involucró una toma del Ministerio impulsada por trabajadores estatales), tendrían una solución de continuidad en sus puestos de trabajo. Adicionalmente, en CONICET tuvo lugar un importante conflicto a fines de diciembre, dado por el no ingreso de 508 investigadores a carrera que habían sido evaluados positivamente en distintas instancias internas. Luego de una toma del Ministerio extendida por una semana, se acordó la continuidad laboral por un año de los investigadores, con beca postdoctoral, y la conformación de una mesa de negociación con el Ministerio de Ciencia y Técnica.
  • Adicionalmente, si se tiene en cuenta que en el sector privado se registraron 1.700 despidos en la empresa petrolífera YPF, y que éstos han sido impulsados por Cambiemos (producto de la baja de 33 equipos de producción), el 65% de los despidos del mes derivaron de las decisiones de la política del gobierno nacional.
  • Además de los despidos en YPF y en el Ministerio de Educación (3.000 en total de los cuales sólo 2.600 fueron “revisados”), en la amplia mayoría de los Ministerios hubo cesantías, aunque en cantidades menores: Producción, Cancillería, Interior, Modernización, Salud, Cultura, Trabajo, Sec. Gral. De la Presidencia y ENACOM. A esto se suman 70 casos en Yacimientos Carboníferos de Río Turbio, y casos en las municipalidades de Neuquén, Chivilcoy y Trevelín.

Siempre la industria

  • Se manifiesta, dentro del sector privado, una significativa representación de los despidos de la industria sobre el total de los relevados. En diciembre los 4.110 casos de la industria representan el 89% de los despidos.
  • Vale indicar que no hubo suspensiones en el mes de diciembre.
  • Los despidos en el sector primario han sido importantes al interior del sector, pero poco significativos en el conjunto. En los servicios y la construcción no hay despidos significativos.
  • En el total de los despidos y suspensiones, el 84% de los casos de la industria están vinculados a ocho actividades: metalúrgica, textiles, automotriz (con autopartes y neumático), electrónica y electrodomésticos, alimentos y bebidas, petróleo, energético y frigorífico.
  • Sobre el conjunto de los casos, en el mes de diciembre el 81% de los despidos se han concentrado en cuatro actividades: petróleometalúrgica, alimentos y bebidas y electrónica y electrodomésticos.

Honrando el compromiso asumido

Entre mayo y agosto, a pesar de la existencia del compromiso firmado por el Presidente Mauricio Macri y las grandes empresas por 90 días, se puede percibir que el comportamiento empresario fue homogéneo respecto de los despidos y suspensiones durante y después del mismo: siguieron expulsando trabajadores.

Seguidamente, el nuevo acuerdo realizado a fines de noviembre recorre el mismo camino. En el informe de despidos correspondiente al mes de noviembre, se indicó que sólo en la semana posterior al acuerdo se produjeron 511 despidos. Este derrotero continuó durante diciembre, con el dato característico de haber sido impulsados desde el Gobierno.

Resulta sintomático el corrimiento del Ministerio de Trabajo y el mayor protagonismo el Ministerio de Desarrollo Social. Macri vetó la Ley Anti despidos, no concedió la reapertura de paritarias exigida por un amplio arco sindical del sector público y privado, y plantea que los convenios colectivos son vetustos y tienen que ser del siglo XXI, pero acepta sin demasiados cuestionamientos con dos Ministros clave como Stanley y Triaca la emergencia social. Básicamente, porque este esquema de contención es directamente funcional al modelo excluyente en el orden económico, que apunta a la flexibilización laboral.

Finalmente, cabe indicar que Mauricio Macri sostuvo el 17 de enero del presente año  “Las estadísticas dicen que hay más empleo”. El presidente se refería a la reciente publicación del Ministerio de Trabajo en base a SIPA para octubre de 2016, cuya información muestra un aumento de 40.000 puestos en dicho mes, explicados por un incremento aproximado de 10 mil puestos en el sector público, 10 mil a través de monotributo y 20 mil en el sector privado. El informe del MTEySS da cuenta de resultados netos en cantidad de trabajadores, es decir, no refleja la evolución de los despidos sino la cantidad final de trabajadores a un determinado mes, mientras que el presente informe de CEPA releva despidos y suspensiones producidas. Esto hace que ambos informes resulten sólo parcialmente comparables. Con esta salvedad, vale la pena mencionar las siguientes cuestiones:

  • Desde diciembre de 2015 hasta marzo de 2016, el sector público expulsa a aproximadamente 70 mil trabajadores. Sin embargo, esa dinámica se modifica desde abril en adelante, conjugándose despidos en menor cuantía e incorporación de personal, llegándose en la actualidad a superar la cantidad de trabajadores existentes en diciembre de 2015. Es decir, el incremento neto de empleo público que se observa hacia finales de año 2016 no invalida la existencia de despidos durante el ciclo macrista y el efecto disciplinador de los mismos. De hecho, el informe de CEPA para octubre computa 135 despidos que evidentemente fueron más que compensados con ingresos nuevos de personal. Asimismo, el presente informe (diciembre) menciona una sensible cantidad de despidos en el sector público “compatibles” con esta dinámica, es decir, presumiblemente reemplazados.
  • Por otro lado, si bien la evolución de la cantidad de monotributistas no presenta un comportamiento uniforme en relación a los trabajadores registrados, resulta llamativo el aumento de estos durante dicho mes y a lo largo de todo el 2016: se observa que entre enero y octubre se produjo un incremento en la cantidad de monotributistas de casi 66 mil personas.
  • En lo referido al sector privado, se observa que, sin el efecto de estacionalidad, la cantidad de puestos de trabajo nuevos se reduce a sólo 1.583 casos. Se destaca allí mismo el dinamismo del sector agropecuario, explicado por la estacionalidad de puestos particularmente en la provincia de Entre Ríos (que aumentó en el mes más de 5% su plantilla, tal como sucede cada año en octubre y noviembre).
  • En línea con la dinámica mencionada previamente, la industria se ve afectada nuevamente en el mes de octubre: se computan 3.313 trabajadores netos menos en la industria.

Para ver el informe completo hacer clic aquí